Descargar Pronunciamiento A lo largo de muchas generaciones, Honduras ha venido acumulando frustraciones, confusiones, pobreza, abuso, desigualdad, impunidad e injusticia. Construir lo que tenemos hasta el momento ha costado más…

Acuerdo Nacional: Pronunciamiento del FOSDEH

Acuerdo Nacional: Pronunciamiento del FOSDEH

Descargar Pronunciamiento

A lo largo de muchas generaciones, Honduras ha venido acumulando frustraciones, confusiones, pobreza, abuso, desigualdad, impunidad e injusticia. Construir lo que tenemos hasta el momento ha costado más de lo justo, las grandes mayorías hemos pagado impuestos y otras cargas (por lo general despilfarrados y/o robados) por lo que cada milímetro de cemento, cada grano de maíz producido y cada empleo, por decir algo, de mucho, representan sacrificios que se erigían hacia la esperanza de un futuro ansiado, pero aún borroso.

Sin duda, estamos desbordados por muchos problemas, pero necesitamos parar y rectificar el rumbo; así como nuestro papel individual y colectivo de no proseguir en la autodestrucción. Nada puede justificar como buena, una o muchas muertes; tampoco nadie debe ver como bueno el pillaje, el robo (de lo que sea), la corrupción, la zozobra, el miedo y la falta de honor y ética en la sociedad.

Ante tales circunstancias el FOSDEH manifiesta su preocupación por las pérdidas en vidas humanas, riesgos reales de la integridad física (de los manifestantes y fuerzas del orden público), violación de los derechos a la propiedad privada, trasgresión a la libre circulación de personas y bienes, entre otras. Por lo cual, es necesario plantear como propuestas urgentes, las siguientes:

  • Convocar a un “gran diálogo nacional” [[1]] y espacio de concertación política, en aras de la construcción del pacto socioeconómico y político para la paz de Honduras. Diálogo no sólo de los partidos políticos, sino un espacio incluyente de los diversos sectores, bajo las normas del respeto y la justicia, con arbitraje claro, fortaleciendo así la democracia y la institucionalidad que se necesita. Sin desestimar las recomendaciones de los organismos internacionales.
  • Es imperante abordar la problemática de nuestro país en forma integral, de manera estratégica y sistemática, no coyuntural, ya que ningún elemento social, económico o político se encuentra ajeno del otro. Debido a ello, manifestamos que las soluciones o acuerdos sean transparentes y en consenso. Que no sea un “pacto político” para salvar políticos, sino un acuerdo nacional.
  • Mantener el respeto a las manifestaciones pacíficas, expresiones emanadas de un segmento significativa de la población. Respeto al derecho fundamental de la vida por parte de los entes de seguridad del Estado y resguardar la integridad física y de la propiedad privada. Sin embargo, condenamos los saqueos, vandalismos y delincuencia común en las manifestaciones, que desacredita el espíritu de la democracia.

Dado en Tegucigalpa a los 20 días del mes de diciembre 2017

[1] Retomada del editorial FOSDEH ¿Cuál es el costo socioeconómico de la crisis electoral en Honduras?

  • Enlaces sociales:

2 Comentarios
  1. Amigos de FOSDEH, me parece bien su pronunciamiento, excepto que el momento ha pasado. Hay casi una insurrección contra el régimen que se impone, primero por un fraude, ahora con las armas. Poco o nada tiene que perder la gran mayoría de la población, sin con esto le quitan las últimas esperanzas. Recuerden que sus esperanzas no son de ir al cielo después de ser asesinados/as. Por esto, habría que estar pensando mucho en, un cambio de poder, o/y en un éxodo masivo y, en una guerra civil. Esto significa, un final de esa patria que se añora obtener para ir a un rescate misericordioso del mundo exterior, que también esté en crisis, gracias a que las élites económicas, locales e internacionales, se aferran a la concentración de mayores capitales.

    • Agradecemos su comentario, nos parece acertado en el ambiente de crisis en el cual nos encontramos en este momento. No perdemos la esperanza ni las fuerzas de seguir luchando por la Honduras que juntos deseamos. Saludos.

Deja una respuesta